Thursday, 25 September 2008

4 años

Acabo de cumplir 4 años de vivir en el Reino Unido. Es muy raro pensar como me ha cambiado la vida desde que decidí viajar y conocer un poco mas del mundo. Todo comenzó cuando mi madre se fue a vivir y no vivir a Italia, mi tía (que es como mi hermana) se fue a hacer un semestre de intercambio a España y yo tuve que mudarme a casa de mi abuela. Mi vida estaba llena de cambios en esa entonces y yo decidí cambiarla aun mas. No sabia lo que me esperaba y para ser sincero no vine bien preparado. Pague muchas primiparadas y pase por muchas etapas comunes que pasan los que venian a Inglaterra a aprender o mejorar el ingles. Para mi fue una gran aventura, donde tambien encontre la libertad de hacer lo que queria, tomando mis propias decisiones y sin necesidad de tener el yugo familiar. No niego que hubieron muchos momentos de soledad, depresion y tristeza, pero al igual existieron muchas ocasiones que me hicieron recapacitar y encontrarme mas con lo que realmente soy y con la sencilles humana.
H9y recibo noticias de que mas conocidos vienen a pasar otra temporada acá en las islas británicas y no puedo evitar sonreír, porque se que pasaran por ese mismo proceso de lucha, desesperación, frío, odio hacia la comida y finalmente liberación.
Muchas veces me pregunte si es hora de volver a casa pero al ir de vacaciones en junio pasado me di cuenta de que me gusta mucho vivir aquí y que aun no es el momento. Amo y odio este lugar. Donde la gente no tiene conversaciones llanas, donde hay mucha aceptación a lo diferente, donde la gente se mueve y hace cosas, donde la gente no come cuento, la capital cosmopolita del mundo, donde todos aprendemos a hacer fila y pedir disculpas. Donde la gente es fría, no sonríe, y no se mete contigo. Donde hay demasiado por hacer y el tiempo corre mas rápido. Donde muchas cosas no funcionan para los estándares del primer mundo y hay in equidad social. Donde no tengo que cargar un pedazo de papel que tenga mi fecha de nacimiento, foto y color. Donde puedo caminar a cualquier hora en cualquier parte y no siento miedo. Donde pasan dias sin ver una mancha azul en el cielo. Donde puedo tomar un vuelo y en 3 horas estoy en un lugar completamente distinto.
A los que van a venir, prepárense por que este no es el paraíso y es bueno que lo aprendan.
A los que he conocido en esta aventura, gracias por cruzar mi camino. Algunos se han perdido y otros siguen allí, especialmente tu: Tanya, te debo la mayor parte de esta odisea.

1 comment:

AlejandroAngel said...

cuatro años por acá es mucho tiempo, yo los cumplo en 10 días.

Hay alegrias, desvelos, infortunios, de todo un poco y creo que eso es lo que lo convierte en una mejor experiencia.

Ya al final termina uno más de acá que de allá o ni de alla ni de aca, una mescolanza como rara pero bueno , es la que hay.

Felicidades por el aguante y gracias por el consejo a los futuros, si vienen no crean que estos es un lecho de rosas...